top of page
Buscar
  • Editorial Or LeIsrael

PARASHA BO 5783


PARASHA BO
.pdf
Download PDF • 1.96MB

DEDICADO PARA EL ÉXITO, SALUD Y PROSPERIDAD DE

SHLOMO EDMOND BEN NORMA Y BINYAMIN BEN SARA

QUE SIEMPRE TENGAN ALEGRÍAS, SATISFACCIONES Y ABUNDANCIA EN LO ESPIRITUAL Y MATERIAL


En la Parasha anterior de Vaera describimos las siete primeras plagas que Hashem les envió a los egipcios para que liberaran al Pueblo de Israel de la esclavitud. En nuestra Parasha estudiaremos las últimas tres plagas y la salida del Pueblo de Israel de Egipto.


La octava plaga Arbe - Langostas:

Moshe le advierte al Faraón que si no libera a los hijos de Israel para que le ofrenden Korbanot (Sacrificios) a Hashem en el desierto, Él hará subir langostas sobre la tierra de Egipto haciendo mucho daño. Los sirvientes del Faraón le suplican que obedezca a Moshe, el Faraón accede diciendo que únicamente los hombres tienen permitido ir, sin embargo, Moshe le exige que todos deben salir junto a su ganado y rebaño, el Faraón se niega y expulsa a Moshe y Aharon de su presencia. Moshe alza su vara sobre la tierra de Egipto y un viento del este sopla toda la noche trayendo con él una cantidad enorme de langostas la cual nunca había sido ni será observada en Egipto. Las langostas cubren todo el país y oscurecen la luz del sol, eliminan todas las frutas y verduras que quedaron tras la plaga del Barad (Granizo) sin dejar rastro. El Faraón se apresura a llamar a Moshe y Aharon y les dice: “He transgredido a Hashem su Di.s y a ustedes”, suplicando delante de ellos para que le hagan Tefila a Hashem para que retire las langostas. Moshe le hace Tefila a Hashem y un viento del oeste sopla llevándose con él todas las langostas al mar – la langosta es algo que los egipcios consumían, por lo tanto, cuando el viento llegó arrasó con todas las langostas incluyendo las que habían sido preparadas por los egipcios para comerlas para que no tuvieran placer de ellas. Tras la desaparición de las langostas, Hashem endurece nuevamente el corazón del Faraón y él se niega a liberar al Pueblo de Israel.


La novena plaga Joshej - Oscuridad:

Moshe alza su mano al cielo y toda la tierra de Egipto se oscurece durante seis días. La oscuridad no era a causa de la falta de luz solar, sino más bien como una nube espesa que apagaba la luz los primeros tres días los egipcios no podían ver nada y los últimos tres días la nube se volvió tan espesa que no podían siquiera moverse de sus lugares. Sin embargo, el Pueblo de Israel si tenía luz incluso cuando se encontraban en las casas de los egipcios.


El Faraón expulsa a Moshe:

Cuando esta plaga se terminó, el Faraón accede a liberar al Pueblo de Israel, con la condición de que dejen su ganado en Egipto. Sin embargo, Moshe le exige que todos los ganados y rebaños deben salir con ellos, aparte de los animales que el Faraón les entregará para los Korbanot, puesto que aún no saben cuántos deberán ofrendar en el desierto. Nuevamente, Hashem endurece el corazón del Faraón y él se niega a liberarlos. Esta vez él le advierte a Moshe que, si vuelve a presentarse delante de él, morirá.


Moshe le anuncia al Faraón la plaga de los primogénitos:

Moshe anuncia delante del Faraón que la última plaga será la plaga de los Bejorot (Primogénitos) – en la cual morirán a la medianoche todos los primogénitos de Egipto y se escuchará un clamor como nunca hubo ni habrá en toda la tierra de Egipto, entonces, el Faraón suplicará delante de Moshe para que el Pueblo de Israel sea liberado, Moshe finaliza sus palabras y se retira de la presencia del Faraón con enojo. Efectivamente, esta es la última vez que Moshe se presenta delante del Faraón.


El cumplimiento de la promesa de Hashem a Abraham:

Hashem le prometió a Abraham Avinu que sus hijos serían liberados de Egipto con grandes riquezas, por lo tanto, Hashem le dice a Moshe que el Pueblo de Israel debe exigirles a los egipcios sus joyas de oro y plata. Hashem hace que el Pueblo halle gracia en los ojos de los egipcios y estos le dan sus joyas de buena gana.


La Mitzva (Precepto) de santificar el mes:

En la víspera de Rosh Jodesh (Principio del mes) de Nisan, Hashem le transmite a Moshe y Aharon la primera Mitzva del Pueblo de Israel – la Mitzva de santificar el mes. Al inicio de cada mes cuando la luna se renueva, hay que santificar y establecer ese día como Rosh Jodesh.


La Mitzva del Korban Pesaj (Sacrificio Pascual):

Hashem le ordena al Pueblo de Israel que el día dos de Nisan, tomen de los egipcios un cordero o cabrito macho por familia y el día 14 de Nisan lo degollen. La sangre la untarán en los marcos y el dintel de sus casas, lo asarán al fuego y lo comerán por completo, con Matza y Maror (Hierbas amargas), estando vestidos y listos para salir al camino y lo que sobre del cordero o cabrito lo quemarán en el fuego al día siguiente.


Aquí la Emuna (Confianza) en Hashem del Pueblo de Israel fue puesta a prueba, puesto que los cabritos eran una deidad para los egipcios y cuando ellos vieran como el Pueblo de Israel los degollaban y consumían, esto sería peligroso para ellos. Sin embargo, el Pueblo de Israel pasó la prueba e hicieron tal cual Hashem les ordenó sin dudar. No debemos dejarnos intimidar por la dificultad del cumplimiento de las Miztvot, por medio del esfuerzo y sacrificio que hicieron nuestros antepasados para cumplir la voluntad Divina, nosotros heredamos las fuerzas internas para pasar todas las pruebas en nuestro camino, está en nuestras manos descubrirlas.


La Festividad de Pesaj:

Hashem ordena que cada año el Pueblo de Israel ofrendarán el Korban Pesaj en el Bet Hamikdash y festejarán la Festividad de Pesaj comiendo Matzot durante siete días – del 15 al 21 de Nisan, eliminando el Jametz de sus casas. El primer día de Pesaj – el día en el cual el Pueblo de Israel saldría de Egipto y el séptimo día – día en el cual los egipcios serían ahogados en el mar, serán días de Yom Tov en los cuales está prohibido realizar trabajos a excepción de los trabajos relacionados a la comida (Los cuales están prohibidos en Shabat) y el resto de los días son días de Jol Hamoed en los cuales están permitidos trabajos adicionales. El propósito de festejar Pesaj es darle a conocer a las futuras generaciones los grandes milagros que Hashem hizo en la salida de Egipto.


La décima plaga Bejorot - Primogénitos:

A la medianoche del 15 de Nisan, Hashem pasa por toda la tierra de Egipto y elimina a todos los primogénitos de las casas de los egipcios, los sirvientes, los prisioneros e incluso los animales, sin embargo, salta todas las casas en las cuales había sangre untada en los marcos y dinteles de las puertas y los primogénitos en ellas se salvan.


La sangre que fue untada en las puertas era la sangre del Korban (Sacrificio) que ofrendó el Pueblo de Israel con devoción y sacrificio, y por el mérito de esta Mitzva los integrantes del Pueblo se salvaron de la muerte de los primogénitos. Cada vez que sintamos dificultad al cumplir una Mitzva o realizar un acto de Jesed (Bondad) recordemos que cuanto mayor es la dificultad, mayor es el valor de la Mitzva y quién sabe de qué nos podemos beneficiar por el mérito de nuestra acción.


En ese momento se escucha un clamor en toda la tierra de Egipto y el Faraón le suplica a Moshe y Aharon que el Pueblo de Israel salga de Egipto como es su voluntad.


La salida de Egipto:

El día jueves 15 de Nisan del año 2448 desde la creación del mundo, el Pueblo de Israel sale apresuradamente, la masa que prepararon no alcanzó a leudar y cuando la hornean salen de ella Matzot en lugar de pan. El exilio que le había sido decretado al Pueblo de Israel era de 400 años y comenzó desde el nacimiento de Itzjak el año 2048 desde la creación del mundo – 30 años después del Brit Ben Habeitarim (Pacto entre las partes que hizo Hashem con Abraham Avinu) y hasta la salida de Egipto, en los cuales el Pueblo de Israel estuvo en Egipto durante 210 años. En el momento de la salida de Egipto el Pueblo de Israel consistía en aproximadamente 600.000 hombres (el número exacto es 599.000), aparte de mujeres y niños, y otros pueblos que se habían convertido y unido al Pueblo de Israel.


Hashem le ordena a Moshe otras Mitzvot para recordar la salida de Egipto:


Las personas dignas de consumir el Korban Pesaj:

El Korban Pesaj debe ser ofrendado todos los años el día 14 de Nisan y tienen permitido consumirlo únicamente los integrantes del Pueblo de Israel y sus siervos que estén circuncidados. En el momento de su consumo está prohibido sacarlo de la casa y romper los huesos del Korban.


La Mitzva de santificar a los primogénitos:

Todo primogénito que nazca en el Pueblo de Israel, tanto del hombre como del animal debe ser separado. La razón para esto es que cuando Hashem eliminó a los primogénitos de Egipto, tanto hombres como animales, salvó a los primogénitos del Pueblo de Israel, los primogénitos pertenecen a Hashem. Los primogénitos de los animales puros deben ser entregados al Cohen para que los sacrifique en el Mizbeaj (Altar), el primogénito del burro debe ser redimido por una oveja y esta oveja debe ser sacrificada. Un burro que no fue redimido se debe cortar su cabeza. Y el primogénito del hombre debe ser redimido con cinco Selaim (un tipo moneda) entregadas al Cohen.


Recordar cada día la salida de Egipto:

Debemos recordar cada día la salida de Egipto – esta Mitzva la cumplimos cuando recitamos el último versículo de la lectura de la Shema: “Ani Hashem Elokejem Asher Hotzeti Etjem Meeretz Mitzraim…” (“Yo soy Hashem su Di.s el cual los sacó de la tierra de Egipto…”)


Comer Matza y el Seder de Pesaj:

En recuerdo a las Matzot que consumieron el Pueblo de Israel cuando salieron de Egipto, debemos comer Matzot todos los años en la Festividad de Pesaj y está prohibido comer Jametz durante siete días. En la noche del 15 de Nisan – la noche de la salida de Egipto, debemos celebrar la noche del Seder y relatarles a nuestros hijos los milagros de la salida de Egipto.


La Mitzva del Tefilin:

Debemos escribir el relato de la salida de Egipto en un pergamino, colocarlo dentro del Tefilin, ponerlo sobre la cabeza – haciendo referencia al espacio entre los ojos y sobre la mano – haciendo referencia al corazón, con esto recordaremos constantemente la salida de Egipto.


“SHABAT SHALOM”





10 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page